¡Agenda tu cita! (55) 1817-3454   Consultorio CDMX

Ortopedia pediátrica

ortopedistas en cdmx

Ortopedia pediátrica

La Ortopedia Pediátrica se encarga de atender los padecimientos de los músculos, tendones, articulaciones, centros de crecimiento y sistema óseo en niños y adolescentes.

Los Ortopedistas Pediatras son médicos que al concluir la Especialidad en Ortopedia continúan su preparación médico quirúrgica durante 1 o 2 años adicionales, centrándose en dominar las necesidades de cada paciente.

¿Por qué mi hijo necesita un especialista?

Los niños no son solo pequeños adultos. Sus huesos en crecimiento presentan diferentes desafíos que los de los adultos. Los Ortopedistas Pediatras cuentan con el conocimiento y habilidad necesaria para crear un entorno cómodo, enfocado en el paciente pediátrico y amigable para sus familias.

Al igual que en otras áreas de la medicina, un diagnóstico precoz de un problema ortopédico infantil tiene mayores posibilidades de recibir un mejor tratamiento, con una corrección oportuna, mejorando el pronóstico para el paciente.

En OAE, los especialistas en Ortopedia Pediátrica certificados por el Consejo Mexicano de Ortopedia, brindan atención médico-quirúrgica personalizada, dependiendo de la afección del menor.

Se valoran los rangos de movilidad articular, identifican las zonas de dolor y comprueban la estabilidad de la articulación, con especial énfasis en el cartílago de crecimiento de los huesos, ya que es la zona más susceptible a lesionarse en las primeras 2 décadas de la vida.

ortopedistas en cdmx

Los padecimientos ortopédicos pediátricos más frecuentes atendidos en OAE son:

  • Ortopedia pediátrica general
  • Fracturas de Extremidades Torácicas o Pélvicas
  • Displasia de Cadera
  • Escoliosis
  • Afecciones de la Columna Vertebral.
  • Pie plano
  • Lesiones del cartílago de crecimiento
  • Pie equino varo aducto congénito
  • Deslizamiento de la cabeza del fémur
  • Legg Calvé Perthes
  • Lesiones de ligamentos de rodilla
  • Luxación de rotula
  • Dolor de rodilla
  • Deformidades del nacimiento del pie.
  • Tumores óseos.